Cine

«Gemini man» mas allá de la acción

Esto También Es.- Filmada en 3-D a 120 fotogramas por segundo, en lugar del estándar 24, Gemini Man se convierte en una compleja composición de Ang Lee con una trama noventera en un mundo no muy lejano ¿Se entiende?, debes ver la cinta.

Protagonizada por Will Smith, la película ofrece una imagen cristalina y de impactante prístina en su seguimiento a Henry Brogan (Smith) y Junior, su clon.

Gemini Man o Proyecto Geminis, ve a un sicario envejecido en búsqueda por su jubilación, peo el servicio secreto que lo contrata, no se siente muy satisfecho con su decisión, ellos tienen otros planes para el implacable soldado, único en su agencia capaz de asesinar a una persona en un tren en movimiento a 2 kilómetros de distancia.

Detrás de esa inconformidad de la agencia, una telaraña de secretos comenzará a emerger para descubrir la historia real detrás de Brogan. El problema llega cuando deba enfrentarse a su versión joven tan talentoso como él y, pero 25 años más joven.

El reparto de la película incluye a Mary Elizabeth Winstead, Benedict Wong, Clive Owen, Ralph Brown y Douglas Hodge.

El guión de Gemini Man es exactamente el tipo de acción de ciencia ficción que abundaba en los años 90. Esta es una película que parece surgir de una trama simple “la lucha de un hombre contra su clon” pero, en realidad reflexiona, profundiza en un futuro posible.

La tecnología sigue avanzando y cada vez estamos alejándonos más de la naturaleza en afán por conseguir la “perfección” tema que es absolutamente antinatural. Hay una secuencia de pelea donde se escucha al Smith original pidiendo a otro agente que “no le dispare a su clon” como una batalla que va más allá del contacto físico. ¿Imaginas lo aterrador y frustrante que puede ser pelear contigo mismo en una guerra de supervivencia? Eso es el tema primordial.

En cuanto al CGI que se muestra, es perfecto crea una versión más joven de Will Smith, pero lo que realmente sorprende es la calidad visual general. Toda la película es visualmente muy especial. Atrás quedaron las ediciones rápidas familiares a la acción moderna, y las piezas ambientadas desconciertan con una elegancia constante. En los momentos más tranquilos, el director de fotografía Dion Beebe permite primeros planos maravillosamente íntimos, y nunca ha sentido una película tanto que los personajes estén realmente en la sala, hablando cara a cara con el público.

Lo irónico es que la ceguera como críticos nos lleva solo analizar cuantos efectos especiales utilizaron, que, por cierto, lucen muy bien, o la actuación de Smith quien también ofrece un rol decente.

Lo Mejor: La actuación de Will Smith y la trama. Para algunos es un defecto recordar viejos tiempos, en mi opinión, actualizar, pero sin olvidar la historia es un logro en una época donde se pretende borrar el pasado reescribiendo el cine.

Lo Malo: La narración. Los movimientos se anticipan rápidamente disolviendo el factor sorpresa.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.