Cine

Last Christmas: Otra oportunidad para amar – se

Esto También Es.- “Solo ser un ser humano ya es difícil pero cada pequeña acción o gesto, forja nuestro carácter”, son las palabras con las que Tom Webster (Henry Golding) describe a “Last Christmas: Otra oportunidad para amar”.

Comedias románticas es el género favorito en época navideña, parejas van y vienen con muestras de amor y cariño acompañados de sonrisas perfectas, pero, son pocas las cintas que hablan del amor propio y la realidad actual bordeando en el énfasis cliché que eso pudiera generar. Inspirada en el tema “Last Christmas” de George Michael, Emma Thompson, Greg Wise y Bryony Kimmings, consiguieron condensar en 90 minutos amor propio y hacia el entorno, la inmigración, el bullying, valores, la familia, la solidaridad, empatía, vulnerabilidad, confianza y fe en una sola película.

El lente del director Paul Feig conduce a la audiencia a la vida de Katerina, mejor conocida como Kate (Emilia Clarke), una joven que aspira convertirse en una cantante que vive al límite cada día desafiando todas las reglas alrededor. Santa (Michelle Yeoh) es la única empleadora que confía en el talento de Kate, a pesar de haber perdido su chispa brillante y jovial.

Un accidente estuvo a punto de acabar con la vida de Kate razón por la que su círculo de apoyo conformado por su madre Petra (Thompson), su padre Ivan (Boris Isakovic) su hermana Marta (Lydia Leonard) y mejores amigos Jenna (Ritu Arya) y Rufus (Ansu Kabia) trata d acompañarla y brindarle soporte en todo momento, desafortunadamente, ella eligió su camino y… fue la  dirección incorrecta hasta que inesperadamente algo en ella cambia cuando llega Tom (Golding).

En la superficie, la historia puede ser leve, pero esta es una historia sobre segundas oportunidades y sobre aprovechar el momento y, sí, sobre el amor. Además, siendo la activista social que es, Thompson, galardonada con el Premio de la Academia, teje en algunos temas sociales: la falta de vivienda, la migración y, sí, el Brexit, sin siquiera mencionarlos ¿recuerdas cuando las películas se paseaban por cientos de temas sociales sin que se mencionara ninguna palabra explícita, esto es una muestra? Para cerrar, se une todo con un giro inesperado al final que solo agrega un toque de conmoción a la calidez y la confusión que envuelve todo el recorrido.

La cinta es divertida y reúne una suerte de chistes muy graciosos del estilo británico. No se trata de una historia ambiciosa, después de todo es navidad y esta película contagia al espectador del espíritu de temporada.

Lo Mejor: El desempeño general de los actores estuvo genial sin embargo ver a Clarke en esta faceta como cómica, me resulto muy grato. Por otra parte, la banda sonora que acompaña toda la cinta por exitos de George Michael rayos ¿hay algo más romántico que eso?

Lo Malo: hay algo en la magia del guión con la construcción del personaje de Tom con algunos cabos sueltos que despiertan confusión, a su favor, llega tan tarde que puedes repetir la misma sensación de Crepúsculo en su última entrega.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.