Críticas

Body Brokers: 5 frases sobre el negocio de la rehabilitación

“No pensé que jamás podría perdonarme a mí mismo. Y tuve que aprender que no podemos cambiar lo que hemos hecho o lo que nos han hecho. Pero podemos cambiar lo que hacemos al respecto”.

Esto También Es.- A menudo las películas se enfocan en los distribuidores de drogas como los únicos beneficiados del mercado, sin embargo, ese tren involucra más personas de las que nos imaginamos. En Body Brokers de John Swab nos muestran el otro lado del negocio. La industria de rehabilitación de adictos es un sector multimillonario. El objetivo no siempre es rescatar a los pacientes para ayudarlos a salir de las drogas. El negocio parece ser tan lucrativo que, el afán por mantener a las personas sumergidas en ese oscuro mundo forma parte importante de la cadena.

Resultado de imagen para body brokers

Utah (Jack Kilmer) y Opal (Alice Englert) son dos jóvenes que se dedican a robar y buscar dinero de la forma que sea para poder pagar sus drogas. Mientras esperan que pase la vida, aparece Wood (Michael Kenneth Williams) quien les ofrece un almuerzo y les explica que los puede llevar a Los Ángeles para librarse de sus hábitos con un programa de rehabilitación. Opal rechaza la oferta, pero Utah lo considera y vuela hasta las instalaciones de New West Recovery para ser “salvado”. En el lugar May (Jessica Rothe) y la Dra. White (Melissa Leo) se encargan de su progresiva recuperación.

Luego de 30 días, Utah está limpio y quiere ayudar a Wood a hacer su trabajo. Mientras sucede esto, la voz del narrador (Frank Grillo) nos explica cómo funciona el tema de los números, que gracias a la Ley de Cuidado de Salud a Bajo Precio, son aproximadamente $72 millones al año. En el nuevo trabajo de Utah junto a Wood, vemos más sobre cómo todo se convierte en un ciclo de promesas a los adictos, que regresan cada mes a la rehabilitación solo para obtener una ganancia y usarla en drogas al salir.

A continuación verás 5 frases destacadas de la película:

Tengo miedo de sentir. La única pregunta que me sigo haciendo es «¿Por qué debería hacerlo?» Por un lado, he tenido este nuevo comienzo para ser o hacer lo que quiera. Y por el otro me da un susto del carajo”.

Dice Utah al grupo de rehabilitación.

Sabes, personas como nosotros, no tenemos muchas oportunidades para ser honestos. ¿Esa gente? mierda, van a drogarse independientemente. Solo brindo un servicio”.

Explica Wood a Utah cuando le muestra de que trata el negocio.
Resultado de imagen para body brokers movie

No pensé que jamás podría perdonarme a mí mismo, y tuve que aprender que no podemos cambiar lo que hemos hecho o lo que nos han hecho. Pero podemos cambiar lo que hacemos al respecto”.

Dice la Dra. Withe a Utah.

Debería habértelo dicho. Sin embargo, sabes que se ha ido. Me refiero a que simplemente no puedes salvar a algunas personas”.

Wood a Utah.
Resultado de imagen para body brokers movie

Después de que encontré las drogas y el alcohol, todas mis inseguridades desaparecieron. Todo estaba en perfecta armonía. Hasta que dejó de serlo”.

Dice Wayne (Ben Hall) en un grupo de ayuda.

Supongo que la verdadera pregunta es esta: ¿Cómo se termina una historia sin fin? Eso es para que todos ustedes decidan”.

Voz en off del narrador.
Resultado de imagen para body brokers movie

Luego de darnos esperanza, la historia termina con un final frío y real. La cinta pretende crear consciencia acerca del amplio negocio alrededor de las drogas. 

El negocio no se queda en las calles, involucra una amplia cadena de personas incluidos médicos y centros de rehabilitación que, en muchos casos, toman provecho de la situación de los adictos. Una lluvia de promesas en un folleto de excelente diseño, una impecable charla sobre con promesas donde a menudo la frase “te entiendo, estoy aquí para ayudarte”, termina convenciendo a millones de personas. Claro que existen centros honestos, pero no es posible escapar de la realidad, esta es una moneda de dos caras. La esperanza es un negocio rentable y el ciclo del dinero es infinito en este caso.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: