Críticas

El campamento de mi vida: 5 frases de un musical con reflexiones sobre la vida

“La vida pasa rápido. Si no te detienes a mirar a tu alrededor, podrías perdértela”.

Esto También Es.- Para nadie es un secreto que las nuevas propuestas de Netflix han sabido mantener a su público enganchado. Y si hay algo que debemos reconocer, es la diversidad de contenido que encontramos en la plataforma, desde distintos formatos hasta géneros. Incluso, uno de los títulos más recientes se suma en dos categorías: musical y película cristiana.  

El campamento de mi vida” (A Week Away) de Roman White, es una cinta que se inspira en la fe cristiana para entregar un mensaje positivo sobre la vida a través de enseñanzas religiosas, bailes y canciones. Este original de Netflix, se apoya en su lado más importante: la música. Las baladas pop y los números musicales que adornan a la película, son suficientes para sumergirte en este drama con una romance juvenil protagonizado por Kevin Quinn y Bailee Madison.

El campamento de mi vida”: todo lo que tienes que saber del nuevo musical  juvenil de Netflix ectvseries | RESPUESTAS | EL COMERCIO PERÚ

Desde hace siete años, Will (Quinn) es un huérfano que se pasea de una casa de acogida a otra. Enojado con el mundo por la muerte de sus padres, las travesuras del adolescente cada vez se salen de control. Tras un incidente memorable en el que trató de robar una patrulla policial, un consejero le comunica que deberá irse a un reformatorio estatal. Sin embargo, la oportunidad de viajar a un campamento de verano aparece y Will no duda en tomar esta última opción. Hasta este punto de la historia, “A Week Away” se siente como si hubiesen mezclado High School Musical con Camp Rock en un campamento cristiano juvenil.

La llegada de Will al campamento Aweegaway forma nuevas alianzas, la primera de ellas es George (Jahbril Cook), un chico que se convierte en el mentor de Will y más adelante en un gran amigo. El personaje principal se enamora de Avery (Madison), hija del dueño del campamento (David Koechner). El plan de Will es tratar de encajar en este paraíso liderado por la fe de Dios, y la única forma que conoce es mintiendo. De esta manera, crea una vida falsa, donde sus padres siguen vivos, tiene hermanos e incluso primos. Acompaños de canciones populares de artistas cristianos como: Amy Grant, Rich Mullins y Steven Curtis Chapman, los números musicales comienzan a florecer, mientras que Will y Avery se acercan y discuten sus perspectivas sobre la vida.

A pesar de las buenas intenciones, el personaje principal se siente ajeno a estas creencias. Pero, en el trancurso del tiempo, Will se dará cuenta que, durante mucho tiempo, la amistad, el amor y la fe han faltado en su vida. De este retiro espiritual, destacamos 5 frases:

“Para encajar aquí, debo ser algo que no soy”.

Dice Will a George
Netflix mostró el trailer de su película musical: “El Campamento de Mi Vida”

“No juzgues un libro por su portada”.

Dice David, el director del campamento a Will. Además, es una de las frases más nombradas en la película.

“Yo elijo creer. De eso se trata la fe, ¿no?”

Dice Avery a Will
El campamento de mi vida: un musical con espíritu cristiano llega a Netflix

“Ser perfecto es imposible. Es como si hiciera algo indebido para ser como los demás esperan que sea, y es agotador”.

Confiesa Avery

“La vida pasa rápido. Si no te detienes a mirar a tu alrededor, podrías perdértela”.

Es una frase que se escucha cuando Will y George ven el clásico “Un experto en diversiones”.

Bonus

Netflix estrena el primer musical basado en la fe para adolescentes

“Se llevan amigos que conservarán toda la vida. Recuerden que este no es un adiós sino un hasta luego. Salgan a este maravilloso mundo y transfórmenlo con su magia”.

Voz en off de David

Al mismo tiempo que se teje este romance juvenil, hay escenas divertidas que muestran una rivalidad amistosa entre las tribus del campamento. Agrupados por colores, al estilo de Hogwarts, Will representa a la “Máquina verde”. Estos equipos deben ganar retos para subir de nivel y así ganar la competencia. Como en toda historia se encuentra un villano, El campamento de mi vida no es la excepción. De ese modo, entra Sean (Iain Tucker), un chico que se siente superior al resto y que amenaza con revelar la identidad de Will.

La película se siente agradable y en ciertos momentos empatizas con la historia del personaje principal, aunque a duras penas algunos números musicales son decentes. No olvidemos que su único objetivo es enviar un mensaje positivo sobre la vida y hacerte pasar un buen rato.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: